espacios-de-trabajo-flexibles-con-muebles-modulares

Los muebles modulares pueden mejorar la flexibilidad de la dinámica de trabajo en las oficinas y promover un ambiente más productivo. Continúa leyendo para conocer más.

Los muebles modulares han ganado una gran popularidad en muchas empresas que buscan aumentar la flexibilidad y capacidad de reorganización de los espacios de trabajo. 

Los tiempos actuales han hecho que salga a relucir la importancia de tener oficinas adaptables a las diferentes condiciones que puedan surgir. Por lo cual es importante contar con un mobiliario que nos permita responder de forma dinámica a los cambiantes requerimientos del mundo moderno. 

En este sentido, los muebles modulares se han vuelto una opción ideal por múltiples motivos:

  • Son fáciles de colocar, no requieren de complejas instalaciones.
  • Se pueden adaptar con gran facilidad.
  • Se pueden almacenar sin que ocupen mucho espacio.
  • Son accesibles y con capacidad de expandirse de forma ilimitada.

Aquí te traemos una serie de ideas acerca de cómo pueden ayudarte los sistemas modulares a generar una oficina flexible y adaptable a las necesidades de hoy.

Diferentes funciones

Las características del mobiliario a escoger dependerán de las funciones que desempeñe cada grupo de personas. No son iguales las necesidades de quien dedica su jornada laboral a dar asistencia telefónica, que las del que realiza funciones ejecutivas y necesita analizar documentos físicos y tener a la mano varias herramientas de trabajo. 

En este sentido, hacer un análisis del tipo de labor que requiere cada tipo de persona, y el espacio que necesita para su desarrollo te permitirá elegir entre muebles modulares de diferentes tipos; y claro, su capacidad extensible permitirá añadir o quitar espacios con gran facilidad.

Organización por áreas

También vale la pena hacer una evaluación de la distancia que hay entre áreas relacionadas para revisar si la distribución de espacios en general es la más apropiada. 

Por ejemplo, si tienes el departamento de ventas lejos de un área vinculada, como podría ser el equipo de marketing, podría resultar más eficiente buscar una mayor cercanía. Incluso, se pueden colocar también unidades de trabajo colaborativas, para juntas, discusiones o demás tareas que requieren de una integración más coordinada.

 

unidades-de-trabajo-colaborativas-muebles-modulares

Muebles modulares con capacidad de adaptarse

Otra forma muy práctica de hacer más flexible tu oficina, es la instalación de sistemas modulares con altura ajustable

Si tienes un concepto de oficina abierta, donde los espacios de trabajo no son fijos, sino que pueden explorarse diferentes posiciones; esta clase de mobiliario permitirá adaptar la altura, de acuerdo al gusto de la persona que los esté utilizando al momento. 

Mientras que si se trata del espacio de trabajo de una sola persona, de igual manera puede resultar conveniente, pues no solo se puede adaptar el escritorio para diferentes tipos de tareas, sino que también se puede mejorar su salud al permitirle un mayor dinamismo en las posiciones de trabajo que adopta a lo largo del día. 

Analiza qué nivel de coordinación se requiere

Los muebles modulares también se pueden adaptar de forma muy flexible en función del grado de colaboración que se necesite. Por ejemplo, si un equipo de trabajo va a iniciar un proyecto que requiere gran coordinación y constante comunicación, un sistema modular con lugares interconectados, resulta eficiente. 

Incluso existen alternativas que tienen espacios en común, como puede ser un área de escritorio, pero de forma adjunta también su espacio personal, para aquellas tareas que requieren realizarse de forma individual. Es decir, mobiliario con capacidad de servir a múltiples acciones.

De igual forma, si eventualmente se requiere generar entornos con un mayor aislamiento entre cada uno de los integrantes, existen sistemas modulares que permiten dar a vida a cubículos de trabajo, que contribuyen a evitar una mayor distracción dentro de la oficina.

Consideraciones de salud

El mobiliario modular de calidad como el de Gebesa, también tiene la ventaja de que se puede adaptar fácilmente a las normas de salubridad que se están implementando a nivel global. No sólo porque este tipo de muebles son muy fáciles de mover y así aplicar las normas de distanciamiento pertinentes; sino que incluso a cada unidad de trabajo, se pueden añadir divisores adicionales, para hacer más eficiente la separación entre los diferentes miembros de una empresa. 

Estos paneles, se pueden añadir como una división de pie que vaya desde el suelo, que puede aplicarse entre los asientos en una sala de juntas; o bien, pueden añadirse en los costados o parte superior de los muebles modulares, para reducir así la incidencia de contacto entre los diferentes integrantes de la oficina.  

Reflexiones finales

Como puedes ver, los muebles modulares tienen múltiples beneficios para tus colaboradores; pues permiten explorar con mayor facilidad diferentes fórmulas organizativas y contribuir a una optimización constante del funcionamiento de una empresa. 

Además, aportan al orden y cuidado estético de la oficina, haciendo muy fácil probar diferentes combinaciones que permitan encontrar la mejor posición para los lugares de trabajo.  En ocasiones, tan solo cambiando el color de las mamparas, o añadiendo un estante o gabinete a cada unidad de trabajo, se pueden ver cambios enormes en la cuestión motivacional u organizativa. 

En este sentido, vale la pena estudiar sus posibles implicaciones, y también optar por alternativas de calidad, que garanticen un funcionamiento óptimo y eficiente en el largo plazo. Opciones probadas como las de Gebesa, con materiales, diseños y tecnología de vanguardia, representan una alternativa eficiente para impulsar la productividad de todo tipo de oficinas, a través de un mobiliario flexible y plenamente adaptado a las necesidades de hoy.